Artículo: El matrimonio como pesadilla

  • Autor: Roberto Piorno
  • Fecha: 10/10/2014

David Fincher adapta la novela de Gillian Flynn escarbando en el lado oscuro de la convivencia.

Perdida
  • Género: Thriller
  • Fecha de estreno: 10/10/2014
  • Director: David Fincher
  • Actores: Ben Affleck (Nick Dunne), Missi Pyle (Ellen Abbott), Neil Patrick Harris (Desi Collings), Scoot McNairy (Tommy), Carrie Coon (Margo Dunne), Casey Wilson (Noelle Hawthorne), Patrick Fugit (Detective Jim Gilpin), Sela Ward (Sharon Scheiber), Tyler Perry (Tanner Bolt), Boyd Holbrook (Jeff), Emily Ratajkowski (Andie Hardy)
  • Nacionalidad y año de producción: EE.UU., 2014
  • Calificación: No recomendada menores de 16 años

+ info

Las dos mitades de un matrimonio hecho añicos que dejó atrás la euforia de los días felices para lidiar con la incomunicación y las decepciones. En torno a esos dos polos que proporcionan, en clave de parábola contemporánea, una perspectiva demoledora del matrimonio y la convivencia, urde David Ficher este insólito retrato de la vida en pareja, que flirtea con los parámetros tradicionales del noir clásico (la femme fatale, el crimen pasional, la investigación policial) y la tensión asfixiante de un thriller con dejes de relato de terror. En fin, una película con milcaras que evidencia las dificultades inherentes a la adaptación de uno de los fenómenos literarios del último lustro.

Basada en la novela homónima de Gillian Flynn, que ella misma se encargó de reescribir para la gran pantalla, Perdida amanece en el día del quinto aniversario de boda de Nick y Amy, un matrimonio que se dejó la felicidad en algún punto del camino. Todo apunta a una jornada rutinaria de malentendidos, desencuentros y frustración hasta que Nick vuelve a casa para encontrase con una mesa de cristal rota y ni rastro de su encantadora esposa. Pronto comienzan las pesquisas, y la aparente frialdad de Nick suscita toda clase de comentarios malintencionados. Pero pronto esos comentarios se tornan en sospechas a medida que la policía ata cabos, porque todas las pistas parecen apuntar hacia el propio Nick como principal sospechoso del crimen. Pero no todas las piezas encajan, y las rencillas matrimoniales, la enfermiza dependencia y las actitudes posesivas de Amy sugieren otro posible escenario. Perdida es uno de los títulos que suenan de cara a los próximos Oscar y es también la cinta más taquillera de Fincher en el primer fin de semana de estreno hasta la fecha.

La guerra de los Dunne

BEN AFFLECK. Flamante ganador del Oscar como productor gracias a Argo, Affl eck vuelve a ponerse frente a la cámara en la piel de Nick, un escritor venido a menos, consciente de que su matrimonio naufraga.

ROSAMUND PIKE. Se lució en Ira de titanes, su primer protagonista estelar en Hollywood. En la piel de Amy, una artista de la manipulación, podría llevarse, dicen los rumores, su primer Oscar.

Y además

Fincher se asoma a la literatura

EL CLUB DE LA LUCHA (1999. Foto izquierda) Huir de la rutina a golpes, eludir la frustración de un horizonte existencial asfixiante a puñetazo limpio. Fincher flirteó por primera vez con la literatura poniendo en imágenes la novela homónima de Chuck Palahniuk y se inventó un clásico, una de las películas más icónicas de los noventa. ZODIAC (2007. Foto centro) Las andanzas del tristemente célebre asesino del zodiaco en San Francisco, a finales de los 60 y principios de los 70, fueron coartada para uno de los thrillers más brillantes de principios de siglo, que ponía en imágenes el libro de no-ficción que sobre el caso publicó Robert Graysmith en los 80. EL CURIOSO CASO DE BENJAMIN BUTTON (2008. Foto derecha) Fincher se quedó por vez primera a las puertas del Oscar poniendo en imágenes un relato breve de Scott Fitzgerald acerca de un hombre que nació anciano y rejuvenecía con el paso de los años. Su película más taquillera (más de trescientos millones de dólares) hasta la fecha.

LA RED SOCIAL (2010. Foto abajo izquierda) Otra vez en la órbita de los premios gracias al polémico retrato cinematográfico de Mark Zuckerberg, el creador de Facebook. Llevaba a la pantalla grande uno de los libros de no ficción más vendidos en Estados Unidos en los últimos años, que ofrecía un perfil no demasiado favorecedor del genio-empresario. MILLENNIUM (2011. Foto abajo derecha) La trilogía de películas suecas basadas en las novelas de Stieg Larsson no dejaron satisfecho a casi nadie. David Fincher se esmeró en demostrar lo que de verdad se podía hacer con material tan jugoso y firmó una adaptación modélica que no acabó de funcionar en taquilla; las secuelas están aún en el aire.

Ir a la película >

Por la situación actual, algunos eventos, salas y establecimientos pueden estar cancelados, cerrados o con restricciones de acceso y horario.