Buscar
Imprimir

Gazpachos de autor

Sorpréndete con las variantes más originales del plato veraniego más tradicional

¡Aquí hay más que tomate! También hay mariscos, frutas... Los menús estivales nos sorprenden con propuestas de gazpachos y salmorejos aderezados con los ingredientes más insospechados.
 

Aunque el gazpacho sea uno de esos platos de los que suele afirmarse que admite tan­tas recetas como cocineros, sí podría establecerse un acuer­do de mínimos sobre su ori­gen andaluz y la presencia de tomate, aceite, vinagre, ajo, sal, pan y agua (fría, por supues­to) como ingredientes básicos. Habría muchos partidarios de incluir el pepino, aunque la alar­gada cucurbitácea cuenta con, al menos, la misma cantidad de intolerantes a sus efectos di­gestivos. Con o sin pepino, el sabroso y refrescante resultado de combinar tan humildes com­ponentes ha coronado desde hace siglos al gazpacho como rey de una cocina veraniega de supervivencia frente a los rigo­res del clima y la economía, jun­to a parientes próximos –en lo geográfico y culinario– como el salmorejo (de textura más cre­mosa) o el ajoblanco (con al­mendras en lugar de tomates).

Autor: Juan Carrón Fecha de actualización: 20/07/2017