Buscar
Imprimir
  • ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

    Algunas de las historias más llamativas de la pinacoteca española

    El Museo Nacional del Prado, el quinto mejor museo del mundo y el primero de España según los premios 2018 Travellers’ Choice Museos de TripAdvisor, cumplirá doscientos años el 19 de noviembre de 2019, un evento que se comenzará a celebrar ya el 19 de noviembre de 2018. En sus dos siglos de historia, han sido numerosas las anécdotas vividas por la institución. Aquí te recordamos algunas de las curiosidades más llamativas que albergan sus paredes, desde el porqué de su nombre hasta detalles de su primer catálogo, pasando por hallazgos, robos y datos que te sorprenderán.
     
  • Un nacimiento de cine en el Prado

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    Insólita y popular a la vez es la historia que el propio actor y humorista Ignacio Fernández Sánchez (1922 - 2012), más conocido como  Tony Leblanc, contó siempre sobre su nacimiento, en la sala de tapices de Goya del Museo del Prado. Según narraba él mismo, su padre trabajaba allí como vigilante nocturno y después como portero de la puerta de Velázquez. El acontecimiento se produjo un 7 de mayo tras uno de los paseos habituales que su madre daba hasta allí estando embarazada.

    Se trataría de una bonita y más que curiosa anécdota, si no fuera porque también hemos encontrado declaraciones, como las de Nati Mistral, asegurando que Tony Leblanc nació, en realidad, en su casa, próxima a la pinacoteca.

  • El conserje que realizó el primer catálogo del Museo

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    ¿Sabías que los primeros catálogos que se realizaron del Museo del Prado fueron obra de un conserje? Artista -se había dedicado a la realización de miniaturas y de escenas para decorar abanicos-, pintor de cámara y después conserje del entonces Museo Real, Luis Eusebi (Roma, 1773 - París, 1829) fue una de las principales figuras de la primera década de la pinacoteca, dedicándose a cuestiones relacionadas con la puesta en marcha de la institución, como la selección de obras o la redacción de los catálogos.

    El primer catálogo data de 1819 e incluye un listado con el tema y autor de los cuadros recogidos en las tres salas de pintura que había cuando abrió el Museo. En total, trescientas once entradas, todas obras de autores españoles. En catálogos posteriores (el de la imagen de arriba es de 1924), se van introduciendo novedades, como datos biográficos elementales de los artistas, escuelas a las que pertenecen, pequeñas descripciones iconográficas e, incluso, juicios críticos.

    Puedes encontrar ejemplares de estos catálogos en: la Biblioteca digital del Museo del Prado

  • Origen del Museo del Prado: nombre, edificio y fundadora

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    Ni pintor, ni monarca, ni otro personaje. Aunque el Museo del Prado haya sido el primero dedicado al arte en España, su nombre no hace referencia a la plástica, ni a ningún artista o mecenas. ¿Sabes por qué se llama así? El antes Museo Nacional de Pintura y Escultura pasó a denominarse Museo del Prado, por Real Decreto el 14 de mayo de 1920, debido a que era como se conocía de manera popular al estar situado en el antiguo Prado de los Jerónimos.

    En cuanto al edificio en el que se ubica, en sus orígenes, su objetivo no era albergar obras de arte. El arquitecto Juan de Villanueva lo diseñó en 1785, por orden de Carlos III, para servir como Gabinete de Ciencias Naturales.

    Finalmente, el inmueble se destinó al Real Museo de Pinturas y Esculturas por decisión de su nieto Fernando VII, impulsado por su esposa la reina María Isabel de Braganza. Sobre esta influencia, resulta llamativo el cuadro pintado por Bernardo López Piquer en 1829, en el que se presenta a la reina como fundadora del museo, aunque por fallecimiento prematuro no llegó a presenciar su inauguración en 1819. Años después, con la Revolución de 1868, los bienes del Patrimonio de la Corona pasaron a ser propiedad del Estado y el museo terminó modificando su estatus de Real a Nacional, acontecimiento del que ahora también se celebra el 150 aniversario.

  • Incendio y robos en el Museo

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    El 25 de noviembre de 1891, apareció en el diario El Liberal una noticia escrita por Mariano de Cavia titulada “La catástrofe de anoche. España está de luto. Incendio en el Museo de Pinturas”. Afortunadamente, fue solo un texto inventado por el periodista que quiso así llamar la atención sobre el estado de abandono en el que estaba cayendo el Museo. El lector atento podía deducir esta ficción con el final que narraba: “Ahí va, en brevísimo extracto, la reseña de los tristes sucesos… que pueden ocurrir aquí el día menos pensado". Lo cierto es que no habría sido difícil que la catástrofe hubiera ocurrido, ya que, en aquella época, los trabajadores vivían y cocinaban con hornillos en los desvanes del inmueble. Por suerte, Mariano de Cavia logró su objetivo y en los meses siguientes, el Gobierno tomó medidas para realizar mejoras en el Prado.

    Lo que sí se han producido en la vida real han sido robos en el museo. Muy pocas veces, pero importantes. La más destacada fue cuando en 1918 se detectó que habían desaparecido 13 piezas de Tesoro del Delfín. Desde el 25 de junio de 2018, tras diversas remodelaciones de salas, este valioso conjunto de vasos preciosos se puede contemplar en el Toro Norte, un espacio circular situado en el cuerpo central de la planta segunda del cuerpo Norte o de Goya del edificio Villanueva. 

    Puedes consultar la noticia de El Liberal en: la Hemeroteca digital de la Biblioteca Nacional de España.     

  • El viaje de las obras del Prado

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    Parece habitual que las obras de arte viajen a lo largo de su historia. Pero el recorrido que hicieron durante la Guerra Civil muchas de las que ahora se ven en el Prado es más que rocambolesco.

    Tras los primeros efectos devastadores de la contienda, se creó la Junta del Tesoro Artístico y comenzaron las medidas para salvar los fondos del museo. Entre ellas, se puso en marcha un aventurado traslado de una gran cantidad de obras a Valencia. Parte de ellas fueron luego a Cataluña y, finalmente, terminaron su viaje en Ginebra, Suiza, en la sede de la Sociedad de Naciones. Por el camino, vivieron tantas vicisitudes que su itinerario ha sido, incluso, motivo para recrear alguna película, como ‘La hora de los valientes’, dirigida en 1998 por Antonio Mercero. Ahora, el bicentenario del Prado coincide también con el 80 aniversario de la recuperación de estas obras evacuadas.  

    Si te interesa conocer mejor la relación del Museo con el cine, no le pierdas la pista al proyecto Memoria Audiovisual del Museo del Prado, que conmemora sus doscientos años con una selección de los registros fílmicos más relevantes realizados en el Museo y sobre sus colecciones, desde 1907 hasta nuestros días.

  • La Gioconda del Prado

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    La Gioconda del Prado probablemente formó parte de la colección real desde 1666. Sin embargo, los estudios llevados a cabo entre 2011 y 2012 revelaron detalles que despertaron gran interés. Hasta entonces la obra Mona Lisa había sido considerada como una más de las muchas versiones existentes del cuadro de Leonardo da Vinci. Ahora sabemos que seguramente es la copia de la Gioconda más temprana conocida y uno de los testimonios más significativos de los procedimientos del taller de Leonardo.  

  • Picasso entre los directores del Prado

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    Durante sus años de vida, la dirección del Museo del Prado ha recaído en diversas ocasiones sobre conocidos artistas. Esta fue una tradición casi ininterrumpida desde 1838, con José de Madrazo, hasta 1960, con Fernando Álvarez de Sotomayor.

    De todos ello, resulta peculiar el nombramiento de Pablo Picasso por el Gobierno de la República en 1936 (arriba vemos un fragmento del documento extraído gracias al Archivo digitalizado del Museo). El malagueño no llegó a tomar posesión del cargo de manera formal, pero actúo en diversas ocasiones en calidad de director del Prado hasta 1939, haciendo de embajador de la cultura española en el exilio.

    En 1937 participó en la decoración del Pabellón Español de la Exposición Internacional de París, para el que pintó el Guernica. Tras la derrota de la República, depositó el cuadro en el Museum of Modern Art de Nueva York. Curiosamente, cuando se cumplieron las condiciones para que la obra se pudiera traer a España, el primer lugar donde se expuso fue el Casón del Buen Retiro del Museo del Prado, el 25 de octubre de 1981, coincidiendo con el centenario del nacimiento del artista.

    Puedes encontrar más información en la web del Museo del Prado y en su  Archivo digitalizado.

  • El cuadro más grande del Prado

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    ¿Sabes lo que mide el cuadro más grande que se puede ver en el Museo del Prado? ¿Lo has visto? Se trata de la ‘Degollación de San Juan Bautista y banquete de Herodes’, pintado por Strobel entre 1630 y 1633. Y mide 280 cm de alto por 952 cm de largo.

    La escena representa el martirio del santo causado por Salomé. A la derecha del cuadro aparece el cuerpo decapitado. Hacia el centro vemos a una llamativa Salomé con la cabeza de Juan sobre una bandeja. Y hacia la izquierda, el pintor se recrea con curiosos detalles del banquete cortesano.

    Puedes encontrar el cuadro en la primera planta del museo, expuesto en la sala 011B, frente al ascensor.

     

  • El artista con más obras en el Prado

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    El Museo del Prado debe gran parte de su singularidad al gusto de los monarcas de los siglos XVI y XVII, cuya tendencia era adquirir el mayor número de obras de sus pintores preferidos. Por ello, esta pinacoteca presume de poseer los mayores conjuntos del Bosco, Tiziano, El Greco, Rubens, Velázquez y Goya, a veces con más de un centenar obras.

    Sobre todo, de este último es del que más creaciones tiene. El museo adquirió más de ciento cuarenta pinturas del pintor aragonés después de su muerte y atesora el mayor número de obras sobre papel de Goya

    De manera extraordinaria, si aprovechas ahora, desde el 30 de octubre de 2018, podrás ver, junto a los anteriores, la exhibición temporal de un cuadro más de Goya: La última comunión de san José de Calasanz. Pintado el mismo año en el que se inauguró el Museo del Prado, este gran lienzo de altar fue realizado para la iglesia de San Antón del colegio de las Escuelas Pías de Madrid, cuya Orden ha facilitado su préstamo durante un año, prorrogable por otro.

  • ¿Sabes que podrías ser mecenas del Prado?

    ¿Cuánto sabes del Museo del Prado? 10 curiosidades para celebrar su bicentenario

     

    Para finalizar, una novedad. Coincidiendo con la celebración de su bicentenario, el Museo del Prado ha lanzado la iniciativa ‘Súmate al Prado’, con la que invita a aquellos que lo deseen a ser partícipes de su historia. Es la primera propuesta de micromecenazgo puesta en marcha por la institución.

    Para ello, se ha escogido el cuadro Retrato de niña con paloma, de Simon Vouet, con idea de que el Museo pueda adquirir una nueva obra de arte que ahora pertenece a una colección privada, gracias a la colaboración -que puede ser desde 5 euros- de los que quieran ayudar así a incrementar el patrimonio cultural.

    Más información en: https://www.museodelprado.es

Autor: Silvia Álvarez Fecha de actualización: 05/11/2018