10 películas que mezclaron animación y acción real

De tinta a carne y hueso, y viceversa

El estado actual de los efectos especiales y las técnicas de animación digital ha provocado que lo que hace unas décadas era algo excepcional, ahora sea casi convencional. Disney maravilló a los niños de varias generaciones al introducir a Mary Poppins y compañía en un dibujo o al traer al mundo real a un dragón hecho a partir de papel y tinta, y en los últimos son los tridimensionales Paddington o Los Pitufos los que se convierten en criaturas del mundo real. Los últimos en saltar de las ilustraciones (en este caso, del cuento clásico de Beatrix Potter) al cine de acción real son los animales de Peter Rabbit, una comedia familiar donde un conejo muy gamberro volverá loco al propietario de la huerta que éste usa como supermercado particular.

 

Con motivo de este estreno, en el que los personajes animados conviven con Domhnall Gleeson o Rose Byrne, repasamos en la galería sobre estas líneas 10 películas donde dibujos y humanos conviven más o menos en armonía.

¿Quién engañó a Roger Rabbit? (1988), de Robert Zemeckis

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Cuando uno piensa en películas que combinan animación e imagen real no puede evitar que la primera que le venga a la cabeza sea esta verdadera joya de Robert Zemeckis que, a pesar de cumplir este año la treintena, sigue fascinando por la fantástica integración de personas de carne y hueso (ese Bob Hoskins como un detective fracasado en un asunto que le queda muy grande) y caóticos personajes animados en un entorno lleno de luces, colores, intrigas de asesinatos y mucho humor. Ganó 3 Oscars y dejó para la posteridad a Jessica Rabbit, que por estar dibujada no deja de ser una de las mejores femme fatales de la historia del cine.

Paddington (2014), de Paul King

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Sucesor de Winnie The Pooh en las mesitas de los niños de varias generaciones, Paddington no tuvo su propia serie de animación, y no se le pudo ver saltar de las páginas de sus exitosos libros infantiles hasta 2014, cuando Paul King lo convirtió en inesperado (y animado) huésped de una familia londinense de carne y hueso que vería cómo este oso ponía su vida patas arriba. La película fue todo un éxito de crítica y público, que considera a ésta y su secuela, Paddington 2, como dos de las películas familiares más redondas de lo que va de siglo. Los que busquen el reverso tenebroso y gamberro de este personaje, pueden ver al deslenguado Ted haciendo de las suyas junto a Mark Wahlberg.

Mary Poppins (1964), de Robert Stevenson

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Ya había coqueteado Disney en Fantasía con el recurso de integrar humanos y personajes animados en la misma película, pero en Mary Poppins esto alcanzó la categoría de arte al introducir a sus protagonistas (de carne y hueso) en una increíble aventura animada dentro de una pintura donde había números musicales y hasta una carrera de caballos. Seguro que este tramo, que hizo las delicias de toda una generación, fue parte indispensable para que ganara el Oscar (uno de los 5 que se llevó) a Mejores efectos visuales. Disney repitió formato (y director) 7 años más tarde con La bruja novata, otro clásico y ejemplo imprescindible de convivencia entre tinta y piel.

Alvin y las ardillas (2007), de Tim Hill

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Exitosa serie de animación durante los años 80, Alvin y las ardillas se apuntó a la moda de dar el salto a la gran pantalla en una película donde los humanos eran actores de carne y hueso (en este caso, Jason Lee) y las traviesas y cantarinas roedoras personajes animados. El resultado fue una cinta con puntos divertidos y números musicales, pero cuyo humor simple la relegaba al consumo rápido de nostálgicos y niños por debajo de los 10 años. Al parecer, fue un grupo lo suficientemente rentable como para hacer hasta tres secuelas (la última Alvin y las ardillas: Fiesta sobre ruedas), donde lo más interesante es ver cómo Lee intenta hacer algo parecido a interpretar.

Una rubia entre dos mundos (1992), de Ralph Bakshi

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Siguiendo el camino opuesto que marcaba Disney en las décadas de los 60 y 70, Ralph Bakshi se labró una leyenda como enfant terrible y pionero de la animación para adultos en EE.UU. A él le debemos cintas como El gato Fritz o la primera versión de El señor de los anillos en la gran pantalla. Creó personajes hiperrealistas y coqueteo con la mezcla entre dibujos y acción real. En este sentido, su película más sonada es Una rubia entre dos mundos, una suerte de thriller erótico donde un dibujante de cómics ( Gabriel Byrne) es absorbido al universo que él mismo ha creado y seducido por su voluptuosa protagonista, que está convencida de que teniendo sexo con un humano podrá saltar al mundo real. Brad Pitt es el otro personaje de carne y hueso en esta cinta que explota la faceta de sex symbol de Kim Basinger y que fue masacrada sin piedad (pero con razón) por la crítica.

Space Jam (1996), de Joe Pytka

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Michael Jordan, el mejor jugador de baloncesto de todos los tiempos, intentaba diversificar su currículum, pero como le ocurrió con el béisbol, seguía demostrando que lo suyo era la canasta. Las limitadas dotes interpretativas de su protagonista humano no le restaban encanto a esta divertida, entretenida y simpática cinta deportiva, donde Air Jordan lideraba un equipo formado por él, Bugs Bunny, el Pato Lucas y compañía, que se enfrentaban a un quinteto formado por alienígenas que habían robado las habilidades a la élite de la NBA. En el banquillo esperaba Bill Murray para demostrar sus habilidades con la pelota en una película que, aún hoy, sigue siendo la más taquillera de este deporte. Los Looney Tunes repetirían híbrido, esta vez junto a Brendan Fraser y a las órdenes del maestro Joe Dante en la recomendable Looney Tunes: De nuevo en acción.

Bob Esponja: Un héroe fuera del agua (2015), de Paul Tibbitt y Mike Mitchell

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

En su gran mayoría, Bob Esponja: La película era una cinta de animación que sabía plasmar todo el universo y el humor gamberro, pero inteligente, de la serie original, todo un hito televisivo. Sin embargo, lo más memorable del film es cuando los protagonistas animados se encuentran con otra leyenda del mar: un David Hasselhoff que se autoparodia como sólo él sabe y que enviará, pectorales mediante, a Bob Esponja de vuelta a Fondo Bikini. La cosa iría a más en Bob Esponja: Un héroe fuera del agua, donde los protagonistas saltan al 3D para invadir nuestro mundo y enfrentarse a un peculiar pirata interpretado por Antonio Banderas.

Casper (1995), de Brad Silberling

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Una de las películas más vistas en las sobremesas de los 90 es la de este simpático fantasma y sus terroríficos tíos creados a partir de animación por ordenador que pondrían las cosas difíciles a un investigador de lo paranormal (Bill Pullman) y su hija, una joven Christina Ricci. Con más dosis de humor negro de las que se espera en este tipo de productos, esta aventura familiar, a la que se le nota el sello Amblin, llevaba a las 3 dimensiones la serie animada que triunfó en los años 50. La combinación entre personajes animados y actores de carne y hueso se repetiría en dos secuelas de calidad e interés casi nulo.

Pedro y el dragón Elliot (1977), de Don Chaffey

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

El reciente estreno del remake  Peter y el dragón nos recordó que, allá por 1977, Disney había estrenado una película infantil, con su dosis habituales de números musicales, que, sin alcanzar la categoría de clásico como otros híbridos entre dibujos y humanos de la compañía del ratón, contaba con el encanto habitual una historia sobre un niño huérfano y su mejor amigo: un dragón animado en dos dimensiones que campaba a sus anchas en un entorno completamente real. En su versión de 2016, una más que decente revisión de esta cinta familiar, el verdoso y con alas rosas Elliot se convertía en una impresionante criatura CGI.

Los Pitufos (2011), de Raja Gosnell

10 películas que mezclaron animación y acción real

 

Desde que empezó el nuevo milenio, los grandes estudios parecen haberse confabulado para, con la excusa de descubrir míticos dibujos animados a las nuevas generaciones, destrozarle la infancia a sus padres. De este modo, personajes animados como Scooby Doo, Garfield o Los Pitufos han pasado por el filtro de la animación 3D para protagonizar películas simples y sin encanto en las que compartían cartel con intérpretes de renombre (o en su momento álgido de fama) con el único objetivo de llevarse el dinero a golpe de mediocridad. Entre ellas aparece más de lo recomendable el nombre de Raja Gosnell, que no contento con destrozar a Scooby Doo en dos films infames, hizo lo propio con Los Pitufos en un díptico que va desde la comedia familiar decente hasta el despropósito más absoluto.

Autor: Juanjo Velasco Fecha de actualización: 20/03/2018

Por la situación actual, algunos eventos, salas y establecimientos pueden estar cancelados, cerrados o con restricciones de acceso y horario.